miércoles, 8 de febrero de 2017

Banco Sabadell busca reducir a la mitad sus activos improductivos hasta 2020

MADRID.- A falta de un plan estratégico oficial, los mercados dan por buenos los objetivos que el Banco Sabadell se fija para los próximos años. Entre ellos, la reducción a casi la mitad de los 18.671 millones de euros en activos improductivos que el banco tiene al cierre de 2016, según avanza hoy https://www.capitalmadrid.com

Para ello, será clave Solvia, a la que se la considera como la primera inmobiliaria española como al Sabadell el cuarto banco de España. José Oliu no teme a los desafíos internacionales y su expansión pasa por Reino Unido, Estados Unidos y México.
El pre­si­dente del Sabadell, José Oliu, ha re­nun­ciado a pre­sentar un nuevo plan es­tra­té­gico este año, des­pués de haber cum­plido los ob­je­tivos del Plan Triple al cierre de 2016. No obs­tante, en el que se con­si­dera como cuarto grupo ban­cario es­pañol han brin­dado a los mer­cados una ac­tua­li­za­ción de sus planes que abarcan hasta 2020.
Para ese año, el Sabadell pre­tende re­ducir en un 46,28% sus ac­tivos im­pro­duc­tivos que, al cierre del pa­sado ejer­ci­cio, as­cen­dían hasta los 18.617 mi­llones de eu­ros. Es de­cir, el total de di­chos ac­tivos se si­tuaría en 2010 en torno a los 10.000 mi­llones de eu­ros, por lo que tam­bién podrá re­ducir la mo­ro­sidad por de­bajo del 5% (6,5% sin el efecto del bri­tá­nico TSB, con una mora mucho más baja que en el ne­gocio do­més­ti­co). El reto es re­ducir esos ac­tivos en 2.000 mi­llones anuales en los pró­ximos ejer­ci­cios.
De he­cho, el apla­za­miento de un nuevo plan es­tra­té­gico firme se jus­ti­fica "por mu­chas in­cer­ti­dum­bres" en el ho­ri­zonte más in­me­diato. Desde el punto de vista in­terno, el Sabadell tiene que ce­rrar este año la mi­gra­ción tec­no­ló­gica de TSB, de la mano de Lloyds, y ya pre­para el desa­rrollo de "nuevos ne­go­cios" en el Reino Unido sin temor a las con­se­cuen­cias del Brexit. Así al me­nos, se ma­ni­fes­taba el propio Oliu du­rante los re­sul­tados anuales co­rres­pon­dientes a 2016.
El pre­si­dente del Sabadell, como buen amante a la equi­ta­ción, se muestra dis­puesto a ca­balgar en contra de los ma­yores desafíos in­ter­na­cio­na­les, como es el man­dato de Donald Trump desde la Casa Blanca. La ex­pan­sión in­ter­na­cional del Sabadell tam­bién pasa por Estados Unidos, donde tiene una pe­queña pre­sencia pero grandes opor­tu­ni­dades de cre­ci­miento, y por México, el país que más afec­tado se pre­sume por la nueva pre­si­dencia es­ta­dou­ni­dense.
La con­ten­ción de cos­tes, tanto en España como en el Reino Unido, y el avance en la trans­for­ma­ción di­gital (con la ges­tión re­mota y la oferta di­gi­tal) son dos ejes más para el nuevo plan es­tra­té­gico, tal y como ya avan­zara el propio José Oliu y se haya ra­ti­fi­cado en una ac­tua­li­za­ción de sus ob­je­tivos me­diante una co­mu­ni­ca­ción a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).
En esa misma co­mu­ni­ca­ción, el Sabadell reitera la ca­li­fi­ca­ción a 2017 como "un año de tran­si­ción", algo ya man­te­nido por su propio pre­si­dente du­rante la con­ven­ción de di­rec­tivos de fi­nales del pa­sado mes de di­ciembre y re­pe­tido hace unas se­manas du­rante la pre­sen­ta­ción de los re­sul­tados anuales de 2016.
El ob­je­tivo para el pa­sado ejer­cicio era haber al­can­zado un be­ne­ficio en torno a los 800 mi­llones de eu­ros, aunque al final no se pudo cum­plir y quedó lejos como con­se­cuencia de los 410 mi­llones pro­vi­sio­nados por las re­cla­ma­ciones que lle­guen tras la sen­tencia del Tribunal Supremo Europeo sobre las cláu­sulas suelo.
Esa meta de los 800 mi­llones se re­toma para el ejer­cicio en curso, como ya se había in­di­cado por parte de los di­rec­tivos del Sabadell, lo que su­pondrá un in­cre­mento del 12,61% res­pecto a los 710 mi­llones de euros ga­nados en 2016.
Además, entre las pre­vi­siones es­tra­té­gicas está al­canzar una ren­ta­bi­lidad de doble dí­gito en 2020. "Ambicionamos un 10% de ROE en el nuevo plan", re­co­nocía hace unas se­manas el con­se­jero de­le­gado del Sabadell, Jaime Guardiola. Esa ratio cerró el pa­sado ejer­cicio en un 5,84%.